Instinto básico: oda al imperio. Atrio.org LXXV

Publicado en por Miguel González

 

gaseados-por-Sadam.jpg

Una madre y su hijo intentando huir de las bombas químicas

y de racimo en Halabja. Sadam las utilizó en 20 ocasiones.

 

En Atrio.org se celebra el ocaso del imperio (americano) expresado a través de su retirada de Irak y las secuelas de la guerra. A todos estos de la teología de la deconstrucción y el alioli progre, el imperio que les "pone" es el soviético que murió desangrado de pena, de ineficacia y en flagrante contradicción con sus propios vaticinios. Pero ellos lo aman.

 

Antes, Leonardo Boff-inchi, preconiza el fin del otro imperio, la Iglesia poder, le llama, que habría desaparecido hace tiempo de estar construida sobre los presupuestos que ellos proponen. La alegría de la "iglesia de base" sería sólo equiparable a su complicidad con el derrumbe.

 

Lo dicho: van en comandita y de la mano  pregonando miserias del mundo realmente existente mientras añoran el totalitarismo soviético realmente fracasado y al hombre nuevo-Sadam- con ese porte progresista mientras gasea a su propio pueblo. Digan lo que digan estos promotores de la insurrección armada (en tantos casos puros actos de chantaje y de terror), tenemos que defendernos del terrorismo internacional aunque les pese a estos cómplices de la barbarie.

 

Y tan básico. No está de más recordar aquí las palabras de Walter Benjamín, que profetizó, "el muñeco loco que llamamos materialismo histórico siempre ganará si toma a su servicio a la teología". (Tesis de filosofía de la historia).

 

Es lo que tiene trabajar a las órdenes del diablo.

 

Miguel González

 

Sigue

Etiquetado en Aportaciones

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post
L


La frase no tiene desperdicio. Qué difícil es de sobrellevar la posición de estos que dicen defender a los pobres. Están metidos hasta las trancas en muchos líos que no tienen buena pinta.



Responder
A


Elocuente la frasecita de Walter Benjamín. Y cómo la ponen en práctica todos estos cantamañanas que se dicen cristianos.



Responder