Eufemismos, circunloquios y vanidades. Atrio.org LXIX

Publicado en por Miguel González

saltimbanquis.jpg

 

De la misma manera que la dictadura cubana habla de actualización del modelo socialista para no reconocer que se ven abocados a hacer reformas den un sistema obsoleto y totalitario, de igual modo los de la teología de la deconstrucción utilizan el lenguaje del enredo para referirse a la barbarie impropia de seres civilizados: interrupción voluntaria del embarazo, dicen. O, derechos sexuales y reproductivos de las mujeres. Con tal de enmascarar la salvajada del aborto se dan estas vueltas por el eufemismo manipulador (la muerte) y la mentira (la resurrección en la teología progre) en las que son verdaderos expertos.

 

Hoy L. Bof(e), después de mentir que ama a la Iglesia, termina su catequesis sobre la pederastia con una alusión a la Tierra. Si un toro se enamora de la luna, ¿qué impide que un teólogo, aunque sea de la desestructuración, se quede "pillao" de la Tierra?

 

Es lo que tiene estar todo el día de la manita (pepe luis) de los liantes políticos: ya no tienen tiempo de dedicarse a la verdad ocupados como están en el saltimbanquismo de las vanidades.

 

Miguel González

 

Sigue

Etiquetado en Aportaciones

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post
A


Que los políticos se dediquen a estas triquiñuelas, está en sus genes, pero que lo hagan personas creyentes que saben que sólo la verdad hace libres, ya tiene bemoles.



Responder
M


Estos han perdido el tren y para no perderse en la nada necesitan estar conectados con algunos sectores que les lean y les escuchen.



Responder