El nacionalsocialismo. Atrio VI

Publicado en por Miguel González

 

Mauthausen.jpg 

Mauthausen

 

El Atrio de mi casa está entretenido hoy con el nacionalcatolicismo. ¡Y cómo lo echan de menos! Ayer decían que Jesús fue el primer feminista. Es cierto: ¿no recuerdan sus predicaciones? Repetía Jesús: hermanos y hermanas, amigos y amigas, bienaventurados vosotros y vosotras los y las que luchan por la igualdad de sexos y tal. Por eso eran tan interminables su prédicas.

 

Hoy, pues,  toca nacionalsocialismo, quise decir nacionalcatolicismo. Son las dos caras de una misma moneda. Sin embargo a los atrieros no les importaría un nacionalsocialismo al que apoyarían con todas sus fuerzas. No importa que totalitario, no importa que liberticida, no importa que de aborto obligatorio (ellos apoyan el aborto libre).  Es lo que tiene ser cristianos fetén que pueden permitirse el lujo de desear aquello que critican y criticar aquello que sueñan. Los demás somos unos pobres pecadores que comulgamos con el sentido común mientras que ellos comulgan con el totalitarismo.

 

Juan José Tamayo se aplica bien en su perorata, no como jaco de noria pero sí como quien defiende a sus amigos. Para eso están los amigos, para echarle una mano al gobierno cuando está en apuros.  ¿Qué mayor apuro que el embolado en el que nos tiene metidos a todos los españoles este leonés de poca frente? Pues nada, ellos a defender lo indefendible que lo primero está mucho antes que lo segundo.

 

Que sí, que el asunto del aborto es un tema tabú en Atrio. Es tabú porque no tienen argumentos (ni serios ni mediopensionistas) para justificar una canallada de esa importancia y a falta de argumentos prefieren censurar a todo el que trata el tema como es debido. Es muy curioso si se quiere uno documentar sobre la disertación sofística: los hay que empiezan su perorata declarando solemnemente que el aborto es un mal y que están en contra para, según avanzan de prejuicio en prejuicio progre, terminar por asumir que el aborto es algo que sólo atañe a la mujer, que es irremediable y que como, además, un niño no es independiente hasta que nace pues, pelillos a la mar. Olvidan que un niño es dependiente de su madre hasta meses, incluso años después de haber nacido. Los teólogos atrieros llaman al más vil y cobarde de las canalladas: derecho sexual y reproductivo de las mujeres.

 

Miguel González

 

Sigue

Etiquetado en Aportaciones

Para estar informado de los últimos artículos, suscríbase:
Comentar este post
M


Dice hoy el genio de la lámpara: "Ya me aburre hablar sobre el tema del aborto… ¿ no hay forma de que se respete la opción que cada cual
elija LIBREMENTE?" http://chuta.org/08f151


 


O sea, para estos teólogos ateos estas cosas del aborto son una opción de cada
cual. ¿También lo será el robo y el asesinato? Si es así, ¿a qué viene meterse con los asesinos y los ladrones y dictar leyes para defender a la sociedad de sus fechorías? También el aborto es
una fechoría, niño Cuentacuentos.  Ya, ya, no es lo mismo una cosa que otra pero sí es lo mismo que una barbaridad de ese jaez no es cuestión de
dejarlo al libre albedrío de cada cual. Porque interviene una tercera "persona", la más inocente para más inri, que estos angelitos del infierno pretenden eliminar de un
plumazo. 


Dice la criatura que le aburre hablar del aborto. Y a mi escuchar a  embrutecidos y damnificados por las teorías de descerebrados.



Responder